En la consulta dental los especialistas deben tener una serie de estrategias o medidas de protección, para evitar o aumentar los riesgos de contagios

La pandemia llegó para transformar nuestras vidas y de cierta manera nos obliga a cambiar los hábitos. Si antes las clínicas, hospitales, centros de salud, laboratorios clínicos y ahora en la consulta dental debían mantener una higiene impecable, hoy día debe ser más exhaustiva.

En la actualidad, es normal tener miedo pensar en ir al medico especialista, pero hay que prevenir inflamaciones de encías u otras manifestaciones derivadas de una mala salud bucal que podrían causar efectos secundarios en nuestra salud.

Por los momentos de angustia e incertidumbre que se vive ante la pandemia, lo más recomendable siempre será evitar el contacto directo entre pacientes y odontólogos. Por esta razón, te vamos a presentar algunas recomendaciones que, como dentista, debes tomar en cuenta a fin de que evites los contagios.

¿Cuáles son las vías de transmisión del virus en las clínicas dentales?

Como se ha dicho desde un principio, las principales vías confirmadas por las que se transmite, es por las gotículas de saliva y la respiración fuerte como la tos o el estornudo. Pero además de eso, también se transmite por el contacto mediante las mucosas, como nariz, ojos y boca.

Ahora bien, para ser más específicos, en las clínicas dentales hay tres vías de transmisión, las cuales son las siguientes:

  • Contagio directo: se refiere a la tos, estornudo y las gotas de Flügge (microgotas). Esto es porque el dentista trabaja a una mínima distancia con su paciente.
  • Por las mucosas: los pacientes podrían entrar en contacto con el profesional por las vía nasal, ocular y oral.
  • Gotículas dispersas: estas pueden llegar a contener saliva y sangre, contagiando a través de la tos o los estornudos. Este sería el principal medio de transmisión en odontología.

Importante determinar cuáles son los medios de contagio, estar claros en esto porque así se evitarán también las enfermedades transmisibles en la consulta médica y no es precisamente el virus actual (tales como herpes, caries, cándidas, etc).

¿Cómo minimizar el riesgo de contagios en la consulta dental?

Se deben extremar las medidas preventivas, así como también, es recomendable realizar una anamnesis específica de los pacientes (información en el historial médico). Para ello, el profesional debe organizar un protocolo con el que pueda aplicar las medidas de higiene y seguridad adecuadas.

Además de esto, será importante que le dé visibilidad a la higiene y el lavado de las manos. Sabemos que es una práctica habitual, pero como personal sanitario, es fundamental que se haga con más frecuencia. De esta manera se reducen las posibilidades de contagiarse o contagiar a otros.

consejos-para-dentistas-para-enfrentar-la-pandemia-usar-mascarilla-gafas-protectoras-insumosfirstpro.com

Materiales a usar para evitar la propagación del virus en la clínica dental

El personal sanitario que labora en la clínica, los higienistas y los odontólogos, se han podido enfrentar en primera línea al riesgo de contagio. Por tal motivo, es aconsejable que implementen el uso de equipos de protección individual.

Con esto queremos decir, que se deben utilizar de forma constante, materiales sanitarios como lo son, guantes, gafas, mascarillas y batas. Además, resulta importante recalcar la higiene de las manos. No solo del dentista y el personal sanitario, los pacientes también deben aplicar este protocolo.

Para el personal profesional, sería ideal que usen un cepillo quirúrgico estéril que disponga de una esponja para poder limpiar correctamente las manos y las uñas. Por otro lado, las mascarillas deben ser de tipo 3 como mínimo y deben ser cambiadas con cada paciente.

Es decir, si has terminado de atender a un paciente, descarta ese cubreboca y usa uno nuevo para el próximo paciente, y así sucesivamente. De esa forma, evitas las contaminaciones cruzadas entre los pacientes.

Algo que debes considerar como profesional es que, implementes del mismo modo, los diques de goma. Estos son ideales para aislar los dientes en las intervenciones quirúrgicas, reduciendo hasta un 70% la concentración de aerosoles. A su vez, minimiza los riesgos de infectarse con el virus.

Las batas quirúrgicas, las gafas protectoras y los guantes desechables, también son parte importante dentro de los materiales que debes usar. De igual forma que con el cubreboca, debe ser cambiado con cada paciente.

Condiciones adecuadas en una consulta dental

Algo que resulta vital es que, dentro del recinto sanitario se aplique también un protocolo de higienización. Esta será como lo hacen de forma habitual, pero en estos tiempos de pandemia, tendrá que ser más exhaustiva.

Este proceso de limpieza y desinfección, se debe hacer de forma minuciosa. Por ello, se aconseja hacerlo en cada una de las superficies metálicas después de atender a cada uno de los pacientes.

Toma en cuenta que, el personal de aseo, debe limpiar muy bien los plomos y las barandillas de todo el recinto. Otra cosa que debes considerar, es la de mantener los espacios con ventilación para disminuir las posibilidades de contagios.

consejos-para-dentistas-para-enfrentar-la-pandemia-limpiar-instrumentos-odontologicos-insumosfirstpro.com

Recomendaciones de limpieza y desinfección de los espacios

Con el objetivo de realizar este procedimiento adecuadamente, debes seguir estas sugerencias:

  • Designa a un encargado del protocolo de limpieza y desinfección.
  • Debe organizarse una planificación de los horarios de limpieza.
  • El personal de limpieza debe usar los materiales necesarios para el trabajo, tales como, mascarillas, guantes y gafas protectoras.
  • Usar productos limpiadores y desinfectantes de calidad e ideales para matar cualquier bacteria y virus.
  • Desechar todos los insumos sanitarios después de cada uso (guantes y mascarillas).
  • Es importante limpiar los baños cada vez que alguien lo use.

Consejos para desinfectar el instrumental odontológico

Es de vital importancia, el limpiar y desinfectar completamente todo el instrumental que usaste con un paciente. Para ello, debes seguir este protocolo:

  • El pre-lavado: este proceso permitirá que elimines de forma mecánica, todos los orgánicos que sean visibles, la sangre y la saliva de las superficies de esos instrumentos. Así se facilitará la posterior desinfección y esterilización.
  • Usar la vestimenta adecuada: al momento de higienizar las herramientas, el odontólogo debe vestir con la indumentaria adecuada, con el fin de no entrar en contacto directo con estos materiales y terminar por contaminarlos de nuevo.
  • Limpiar los instrumentos: comienza haciéndolo con agua tibia y con algún agente enzimático (inhibidores de patógenos). Con cepillo, comienza a eliminar todos los residuos que queden en ellos. Aclara con agua y con un preparado para desinfectar.
  • Desinfección: para conseguir la destrucción térmica de los microorganismos debes desinfectar el equipo instrumental. Aunque ésta es menos letal que la esterilización, también juega un papel importante. Puedes realizarla de dos formas, manual o mecánica con desinfectante de alto nivel.
  • Esterilización: con este proceso se logra erradicar completamente, todos los microorganismos incluidos las esporas. Es así como se evitan las infecciones. Debe ser realizado diariamente que consiste en un secado y un embolsado. En cada bolsa debe haber un testigo que pueda garantizar la perfecta esterilización.
consejos-para-dentistas-para-enfrentar-la-pandemia-usar-guantes-desechables-insumosfirstpro.com

¿Qué hacer cuando lleguen los pacientes al consultorio?

Lo ideal siempre será que se tomen las medidas preventivas, para evitar la contaminación entre los visitantes y en los profesionales de la salud bucal. Toma nota de estos consejos:

  • No atender pacientes que no tengan cita previa: ésta debe ser acordada por vía telefónica (a menos que sea una emergencia). De esa forma, se puede llevar un mejor control del número de personas que acceden al consultorio odontológico.
  • Llena un cuestionario: al momento que el paciente ha llamado por teléfono para pedir una consulta dental; disponible dentro del protocolo, con el fin de determinar si puede ser atendida posteriormente o no.
  • Fijar la cita previa: en el caso de que hayas fijado el encuentro con el paciente, tendrás que transmitirle algunos puntos importantes. Comunícale que debe ser puntual el día que le corresponda la consulta dental, para poder permanecer allí el menor tiempo posible. Asistir sin compañía, a menos que sea necesario.
  • Mantener gel antibacterial en la entrada de la clínica: de esa forma, todas las personas que entren podrán desinfectar sus manos evitando riesgos de contagio.
  • Procura que no coincidan los pacientes: esto se debe evitar en la mayor medida posible. Pero si pasa, lo que tendrás que hacer es extremar las acciones, sugiriéndoles que mantengan una distancia física de al menos dos metros.
  • Pagos con tarjetas de crédito: es recomendable usar el contactless (pago sin contacto), así no se usará el efectivo que sí es un medio de transmisión del virus.

Como habrás notado, no es tarea complicada mantener la higiene y el control de las medidas de protección y bioseguridad ante el virus. Solo debes realizar una planificación de un protocolo para que lo lleves a cabo con total éxito.